Alcachofas fritas en cuartos

en

La alcachofa tiene una gran capacidad depurativa que la hace muy eficaz para cuidar la silueta y resulta muy beneficiosa para el hígado, los riñones y el corazón. Contribuye a prevenir el estreñimiento, además de poseer nutrientes como la vitamina C, el calcio, el fósforo o el hierro. La alcachofa es una hortaliza de invierno que puede consumirse de diversas maneras, en este caso la hemos preparado frita, y resulta muy apetitosa. Aunque los griegos, los romanos y los cartagineses ya consumían alcachofas, fueron los árabes los que las introdujeron en España. 

INGREDIENTES

2 kg de alcachofas frescas

1 limón

250 ml de aceite de oliva virgen

Sal (al gusto)

PREPARACIÓN DE LAS ALCACHOFAS FRITAS

Les quitamos a las alcachofas las hojas más duras, las partimos en cuatro trozos y las vamos poniendo en un bol con agua, sal y el zumo del limón para que no se pongan negras. Después las escurrimos y las secamos con papel de cocina.

En una sartén ponemos el aceite y las vamos friendo de forma individual (que no sean todas al montón) y las vamos sacando cuando estén doraditas (esto puede ser al gusto de cada uno), y las vamos colocando en papel de cocina para quitarles el exceso de aceite.

Esta forma de consumir alcachofas es fantástica, ¡están tan buenas que no podrás parar de comer!

   

Plural: 0 Comentarios Añadir valoración

  1. Francisco dice:

    ¡Esta receta está riquísima!

    Son las alcachofas de toda la vida pero dadas una vuelta de tuerca.

    ¡Me podría comer 2 kilos hechas de esta manera! Están de auténtico rechupete…El puntillo de sal es muy importante…hay que darle el toque justo, pero su lo logras….bueno, entonces no hay quien pare de comer….de lujo.

    Intentaré hacerlas….

    1. ReyesyReyes dice:

      Están buenísimas así, te doy toda la razón, sobre todo si la que las ha preparado es la Dongui jejejejjjj, las suyas las mejores 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *